jueves, 20 de marzo de 2014

No me dejes dormir.

Hace muchos meses que no nos vemos. Me encantaría decir que lo peor ha pasado y que ya no me importas pero nadie se creería que fuera cierto. No he dejado de pensar en ti con cada canción que ha sonado. Sé que me has borrado de tu vida, de tu teléfono y tus recuerdos y aunque sé que ya no sirve de nada, quiero decirte una vez más que te echo de menos.

Ojalá ya no doliera tu recuerdo, ojalá pudiera olvidarte tan rápido como tú lo hiciste en su momento

Hoy hay tantos vacíos que no pudimos llenar, tantos huecos que la lluvia ya sólo moja...y aquí, por dentro todavía siguen agujeros, de mi cuerpo.

Y aún recuerdo cuando te decía :


"No me dejes dormir, cuéntame historias al oído. Bésame los labios, que aunque toca madrugar el despertador nunca suena entre tus piernas. Merece la pena mirarte a los ojos, como brillan cuando muerdo tus caderas "


Y ha pasado aún poco tiempo desde que conozco la mejor terapia para calmar al corazón:    escribir.

(Y hoy escribo que te odio, como tú querías que hiciera. Y aún así seguirá sin creerme nadie.)




@defreds








5 comentarios: